Madera de roble y laca blanca.

Madera de roble y laca blanca, viste un apartamento remodelado que se encuentra justo en el centro del famoso distrito Le Marais en París. Malo y Pol del Batiik Estudio son los firmantes del proyecto de remodelación de este apartamento, en el cual se conservó el parquet de madera y las molduras ornamentales de las paredes originales, que contrastan con el  más contemporaneo estilo del mobiliario con el que se decoró.

 

Los tonos blancos, grises y la madera de roble claro, son la conexión entre estancias de este apartamento, quede unifica la estética decorativa.

Un tono gris claro, es la base de la decoración en este recibidor.

Un tono gris claro, es la base de la decoración en este recibidor.

El radiador, rompía la estética de esta pared, por lo que se optó por cubrirlo con una rejilla y añadirle una balda de madera, para que formase una estrecha consola sobre la que se situó un clásico espejo, con un marco cubierto por finas laminas de pan de oro.

Un radiador reconvertido en consola, con un espejo sobre ella.

Un radiador reconvertido en consola, con un espejo sobre ella.

El salón con todas sus paredes, techo y carpintería pintados en un blanco radiante, que contrasta con el suelo de madera y el sencillo mobiliario en tonos neutros, como la piel con la que está tapizado el sofá.

El color blanco reina en este luminoso salón.

El color blanco reina en este luminoso salón.

Al igual que en la entrada, se aprovecho que había un radiador, para hacer una sencilla consola, en un rincón de la cocina, sobre la que se instalo un práctico mueble para almacenaje, todo en tono blanco.

Muebles blancos, que contrastan con el tono gris de suelo de la cocina.

Muebles blancos, que contrastan con el tono gris de suelo de la cocina.

Un original diseño de cocina, con muebles en la parte superior con puertas de madera en tono claro, los de abajo blancos con un perfil en el mismo tono de madera, suelo gris, y entre los muebles un frontal de azulejos romboidales formando dibujos geométricos, en blanco, gris y un amarillo que aporta una interesante nota de color.

Blanco, gris y un tono amarillo se combinan con la madera clara, en la cocina.

Blanco, gris y un tono amarillo se combinan con la madera clara, en la cocina.

En la siguiente imagen , vemos parte de la zona dedicada a comedor con una mesa de madera en los mismos tonos que el suelo, con sillas de metacrilato transparente, junto a la clásica chimenea de mármol blanco y la librería del fondo.

Un comedor moderno y lineal, en un entorno con estructura clásica.

Un comedor moderno y lineal, en un entorno con estructura clásica.

El dormitorio principal, juega con los mismos tonos de toda la casa, con mobiliario en madera de roble y blanco, en la pared del cabecero, se opta por instalar un papel pintado, con un patrón geométrico en ambos tonos.

Un papel pintado, en la pared tras el cabecero del dormitorio principal.

Un papel pintado, en la pared tras el cabecero del dormitorio principal.

Junto al dormitorio y separado por una pared de cristal, vemos un moderno cuarto de baño, que sigue con la combinación de tonos madera y blanco y con unos diseños de azulejos que juega con formas geométricas.

Sólo un panel de cristal, separa el cuarto de baño del dormitorio principal.

Sólo un panel de cristal, separa el cuarto de baño del dormitorio principal.

Otra imagen de este mismo baño, donde podemos ver el mueble que alberga el lavamanos, que sigue la misma línea decorativa, del mobiliario de todo el apartamento.

Laca blanca y madera de roble, en el mueble del lavamanos.

Laca blanca y madera de roble, en el mueble del lavamanos.

 

 

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *