14 Entradas acogedoras.

Las entradas, son tan importantes decorativamente hablando, como el salón, ya que es la primera imagen que tenemos del hogar en el que entramos. Es el lugar donde recibimos a las personas que dejamos entrar en nuestro círculo, nos sirve para mostrar como será el estilo del resto de la casa, Suele ser el lugar donde ponemos una consola, para poder soltar las llaves o el paraguas y el abrigo y también donde situamos un espejo, para ratificar nuestro narcisismo y mirarnos en el antes de salir de casa. Grandes o pequeñas las entradas muestran mucho de nosotros y en el post de hoy, veremos ejemplos de todos ellos.

Un rincón colonial, compuesto por un grabado sobre una cómoda en la que se  muestra una colección de fósiles y una lámpara de sobremesa, con un pie de trípode.

Entrada de estilo colonial.

Entrada de estilo colonial.

Un recibidor amplio y moderno, con aires de cultura pop en el cuadro y el sillón del fondo bajo la escalera.

Moderna, con pinceladas de estilo pop.

Moderna, con pinceladas de estilo pop.

Una entrada estrecha, con un suelo oscuro y unas paredes pintadas de blanco, con cuadros enmarcados en madera clara y una balda con un cajón.

Estrecha y luminosa.

Estrecha y luminosa.

Clásica con un papel pintado de dibujos geométricos, consola antigua y lámparas con pie cerámico.

Con papel pintado vintage.

Con papel pintado vintage.

Vestíbulo clásico, decorado con mobiliario moderno de lineas rectas.

Amplia y de estilo moderno.

Amplia y de estilo moderno.

Recibidor clásico con techo a dos aguas y un vistoso aparador de estilo industrial.

Amplia y ecléctica, con techo a dos aguas.

Amplia y ecléctica, con techo a dos aguas.

Estilo rústico, en la consola y los espejos de esta luminosa entrada.

Luminosa y de estilo rústico.

Luminosa y de estilo rústico.

Clásico recibidor con techos altos y molduras, con araña de cristal y una consola con espejo barroco pintado de blanco.

Clásica, en tonos neutros.

Clásica, en tonos neutros.

Vestíbulo con paredes , cuadros, lámpara y mobiliario en color blanco.

Pintada de blanco impoluto.

Pintada de blanco impoluto.

Una entrada acogedora en tonos beige y madera oscura, con maletas apiladas de un marcado estilo colonial.

De estilo colonial, muy acogedora.

De estilo colonial, muy acogedora.

Un vestíbulo clásico, con una simetría muy pronunciada, que acentúa aun mas su altura.

Con calculada simetría.

Con calculada simetría.

Un moderno recibidor contemporáneo, con mobiliario moderno y de lineas rectas.

Un recibidor, de estilo contemporáneo.

Un recibidor, de estilo contemporáneo.

Entrada de estilo rústico actual, pintada de gris oscuro y con adornos en color blanco.

Madera, gris y blanco de estilo rústico.

Madera, gris y blanco de estilo rústico.

Un recibidor con una consola rústica y sobre ella una lámpara con tulipa de rafia y pie realizado con una garrafa de cristal y un espejo circular con pan de plata y una original puerta de establo.

Con una puerta de establo y ecléctica decoración.

Con una puerta de establo y ecléctica decoración.

Entrada, con una consola de hierro colado y diseño barroco, con un gran espejo sobre ella y dos lámparas con altos pies de cristal transparente.

Clásico con un gran espejo.

Clásico con un gran espejo.

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *